Del Videoarte al Net.Art

El vídeo como expresión artística

Nam June Paik, 1993

VIDEOARTE.- Al margen del entretenimiento, producidos y difundidos especialmente a través de la televisión, las manifestaciones de videoarte, es decir, las manifestaciones electrónicas -analógicas y digitales- que conjugan imagen y sonido, aparecen como una exploración de la naturaleza del video y como forma de creación artística, autónoma, específica. (Entendiendo por intención artística toda aquella que no es meramente comunicativa o informativa, sino que añade un contenido experimental, formal, poético, filosófico…, extra a la creación audiovisual en sí, mediante la utilización de unos recursos técnicos, narrativos, estéticos, conceptuales…)

Sería absolutamente pretenciosos tratar de “agotar” el tema, así que, nos centraremos en las primeras décadas, en el nacimiento y sus creadores más significativos. Algunos enlaces os ofrecerán la posibilidad de conocer y profundizar en el tema si tenéis interés.

El videoarte surgió como una propuesta de acción y reclama una implicación no contemplativa por parte del espectador. Este tipo de expresión artística entró a formar parte de la dinámica del arte contemporáneo mucho antes de que el mercado artístico se fijase en él. El videoarte nace en el momento en el que surge la televisión, y aunque el término no existiera como tal desde el principio, en los años sesenta se estaba gestando ya la idea de un nuevo medio artístico, en especial a través de la ideología contracultural de unas corrientes artísticas que supieron aprovechar el factor mediático para arremeter contra las estructuras convencionales del arte y la política.

Artistas provenientes del cine experimental, la fotografía, las artes plásticas, la música o el teatro aportaron al videoarte un valor añadido. El arte conceptual y el pop art lo dotaron de sentido teórico y, finalmente, en la década de los ochenta, el videoarte consiguió expresarse con toda libertad como medio diferenciado dentro del mundo artístico. Fundación La Caixa

El videoarte se nutre, pues, en sus inicios de las principales tendencias y manifestaciones de las últimas vanguardias, desde el arte pop al minimalismo, pasando por el underground o dadaísmo, cubismo….

El vídeo de creación nace bajo uno de los primeros magnestoscopios portátiles que Sony envía a Estados Unidos, comenzando, de este modo, la comercialización de cámaras de vídeo portátil Sony. Desde este momento, este aparato reproductor se encuentra disponible para la sociedad, dejando e ser patrimonio exclusivo de las cadenas de televisión. (Contexto histórico en PDF)

Los inicios de la historia del videoarte tienen lugar a mediados de los años sesenta: en el año 1965, precisamente cuando Nam June Paik grabe con una cámara portátil Sony al Papa durante su visita a Nueva York y lo muestre esa misma tarde a otros artistas en el Café Á Go Go, hecho que será considerado el nacimiento del videoarte.

Esta etapa inicial, se caracterizó por una estrecha relación de acercamientos y contraposiciones entre el nuevo medio tecnológico y la televisión. Y precisamente entre las actitudes de confrontación, cuestionamiento y antagonismo “arte vs. televisión” sobresale el desempeño artistas como Nam June Paik o Vostell y grupos como Fluxus, quienes convirtieron el, medio televisivo en un medio útil y eficaz para comenzar a explorar la estética de una nueva práctica artística dentro del contexto de la cultura mediática contemporánea.

A partir de los 70, el vídeo empezaría a introducirse en el mercado del arte a través de departamentos especializados de algunos prestigiosos museos que comenzaron a reconocer el interés que despertaban las formas de arte más alternativas en los sectores culturales y artísticos. A su vez, entre los artistas del vídeo también se detectó un creciente interés por el reconocimiento de un arte hasta entonces relegado al “ghetto” de los circuitos contra-culturales.

Será en esta misma década cuando el videoarte desarrolle su propio protagonismo y lenguaje, generándose partir de aquí nuevas correlaciones artísticas como videoescultura, videoperformance y videoinstalación.

Notas características

Las reglas del juego del vídeo de creación, quedaron fijadas prácticamente desde sus inicios y así habrían de mantenerse durante el primer cuarto de siglo de actividad. En el Arte del vídeo -libro del que tenéis la referencia más adelante-, señalan como tales:

  • Un uso alternativo a la televisión convencional (utilización de sistemas de reproducción y producción similares a los d ela televisión: magnetoscopio, cinta y televisor)
  • Una explícita vinculación a las vanguardias artísticas y a las artes visuales. De las vanguardias recogen el afán innovador, de ruptura y experimentación
  • Un medio de expresión versátil al que pueden acceder artistas de campos distintos: danza, teatro, música, pintura…
  • Y el mecenazgo de museos y fundaciones, también después d elas televisiones, sin el que hubiera sido imposible el rápido desarrollo del vídeo de creación.

A estos rasgos, podemos sumar otras características:

  • El viedeoarte más que narrar historias expresa estados de ánimo, pasiones, sueños, conceptos, sentimientos y alucinaciones que provocan al espectador; es creado por un artista sin importar de qué disciplina provenga y no forzosamente debe dominar la técnica del vídeo. Dante Hernández
  • Se trata de una disciplina artística que utiliza nuevos soportes: medios digitales (analógicos en su momento) y la pantalla televisiva, con fines artísticos, quedando su existencia estrechamente ligada a la televisión, así como a las artes del espectáculo (cine, teatro, danza, música).
  • Combate la banalidad de la televisión como medio de masas e intenta alejarse de los cauces comerciales.
  • Está ligado explícitamente a las vanguardias artísticas, de las que recogerán el espíritu crítico, la actitud rupturista, innovadora y experimental (Como ya comentamos: el pop con su repertorio iconográfico y su mezcla de lenguajes, el minimalismo, el cine abstracto y surrealista, más tosos los istmos de las primeras vanguardias)
  • No suele cumplir las normas convencionales del lenguaje cinematográfico dado que no cuenta ni con actores ni con diálogos.
  • Manipulación de colores y formas, efectos gráficos, ausencia de narratividad -en el sentido cinematográfico-….

FLUXUS.- Es un movimiento que nace alrededor de 1961, en parte dentro del interés que resurge por el movimiento dadá -y la figura de John Cage-, tanto en Europa como en EE.UU (Revisad, en los materiales que tenéis, el contexto en que surge)

johncagetoy_pianno_polaroiz.jpg
John Cage (1912-1992)

(Os dejo en Vodpod un fragmento de la obra de Hans Ritcher, 1947, Los sueños que el deseo puede comprar -Dreams that money can buy-, hecha en colaboración con varios artistas. El fragmento recoge lo elaborado por Marcel Duchamps con música de John Cage, Discos.)

El grupo Fluxus busca la fusión de todas las artes, se mezcla la alta cultura con la cultura popular, el arte, el juego …., y el humor, -desconcertar a través del absurdo-. En este movimiento participan inicialmente artistas como Nam Jum Paik, Wolf Vostell, George Brecht, Al Hansen, La Monte Young… Una vez elegido el nombre dle grupo, George Maciunas editará un antología vanguardista elaborada por Young: había nacido Fluxus. Poco más tarde se les uniría Joseph Beuys.

Los objetivos de Fluxus son sociales (no estéticos). Pueden ser relacionados ideológicamente con los del LEF de 1929 en la Unión Soviética y se concretan de este modo: eliminación progresiva de las Bellas Artes (música, teatro, poesía, pintura, escultura, etc.). Esto impulsa el deseo de dirigir las capacidades humanas y materiales hacia objetivos constructivos tales como las Artes Aplicadas: diseño industrial, periodismo, arquitectura, artes gráficas e hipográficas, impresión, etc., que son las áreas más relacionadas con las bellas artes y que ofrecen al artista mejores oportunidades en su carrera”.

Fragmento de la carta enviada a Thomas Smicht en enero del 64, en Asalto a la cultura. Corrientes Utópicas desde el Letrismo a la Class War, de Steward Home, en Virus Editorial, 2002

Y otra cita, esta vez del libro referencia para la elaboración de los materiales con los que contáis, complemento a la serie que se pudo ver en TVE, y de la que veremos algunos fragmentos en clase:

EL ARTE DEL VÍDEO
Introducción a la historia del vídeo experimental

Jose Ramón Pérez Ornia
RTVE y Ed. Serbal, 1991

Os dejo un fragmento en el que Nam June Paik hace comentarios sobre alguno de los creadores de l videoarte:

Los artistas, según Paik

Joseph Beuys. Me gusta mucho. Le conocí cuando los dos éra­mos unos desconocidos. Él tenía un status más alto que el mío. Nunca cambió de actitud hacia mí. Siempre fue un ami­go, un camarada, tanto antes como después del éxito. Mu­cha gente se hace arrogante con el éxito. E1 no se volvió arrogante. Creo que es auténtico.

George Maciunas. Es Don Quijote. Es la quintaesencia de Don Quijote.

John Cage. Es como mi padre. Estoy muy próximo mu­sicalmente a Stockhausen, pero, como ser humano, pienso en John Cage, que es un hombre muy ilustrado.

Merce Cunningham. Es un artista muy diferente. Ahora está situado muy arriba. Admiro su danza. Su danza es par­te de mi vida. Tiene un tipo de ingravidez y, como Marc Roth­co, es muy moderno, post, un artista de la era espacial. […]

Marcel Duchamp. Tuve el honor de verle dos o tres ve­ces y nunca me he atrevido a hablar con él. Está muy cerca de Cunningham. Ha descubierto que el arte es luz, para ver a través de ella, como el cristal, teniendo en cuenta que el arte era denso y el arte se hizo denso de nuevo. Es una espe­cie de marxista anacrónico. Está en contra de la propiedad. Todo es un juego. Hay que tomarse las cosas con calma. Es­pero que regrese.

Charlotte Moorman. Ella cambió mi carrera. No solamen­te me puso en el New York Times muchas veces, lo cual era muy importante para sobrevivir en Manhattan en ese momen­to. Porque Manhattan es una ciudad de ganadores, tienes que triunfar antes para que te hagan justicia. Cuando Regué a América había renunciado más o menos a mi actividad en la performance y sólo estaba haciendo cosas electrónicas. Pero gracias a Charlotte continué y tuve un segundo arranque en la performance. Así que me dio muchos dolores de cabeza y mucho placer.

Shigeko Kubota. Es muy difícil hablar de mi mujer. Es una de las pocas mujeres en las que George Maciunas con­fiaba mucho. Una razón por la que Maciunas confiaba en Shigeko es porque no tenía decorado, todo es auténtico. Es una persona que está muy dentro de la realidad. Y como videoartista, especialmente en el videoarte que se orienta ha­cia la escultura, es maravillosa. Inventó la palabra videoes­cultura, que nadie había usado antes y que se ha convertido en un término de uso generalizado.

Wolf Vostell. Nosotros éramos muy buenos amigos y to­davía lo somos. Nos encontramos hace poco en Corea. Él hace su vida en España. Nos une el hecho de que publicó mis primeros trabajos. Le estoy muy agradecido por ello. Él trabaja con el aparato de televisión, hace una denuncia. Es su problema, no el mío. Yo sólo me intereso por la luz graba­da en términos artísticos. Él está más comprometido social­mente. Está más en el campo de la conciencia social, que yo respeto, como ser humano, pero algunas veces el contexto social no es el mejor camino, no siempre tiene buen resulta­do artístico. Pero parte de su trabajo es muy fuerte.

media-burn-fotograma-ant-farm-1975.jpg
Media Burn, fotograma, ANT FARM, 1975

GUERRILLA TVANT FARM.- No fue Fluxus el único colectivo al que podemos referirnos para hablar de los inicios del videoarte, por eso dedicaremos algunas líneas para recordar a otros que también tuvieron cosas que decir en los 60 y 70, sobre todo.

El libro de Michael Shamberg, que formaría parte del grupo, publicado en 1971 con el título Guerrilla Tv, acabará dando nombre a uno de los principales colectivos contraculturales de los 70. La aparición de medios más ligeros y portátiles de grabación les ofrecía la posibilidad de luchar contra el poder político y mediático con sus propios medios.

La cadena que encabeza este movimiento es TVTV (Top Value TV), que sorprendió con un programa mítico en esta corriente, Four more year, sobre la convenciones demócrata y republicana en 1972.

Este espacio rompió con el estilo convencional informativo de las grandes cadenas al ofrecer un estilo directo, en las que sus redactores recogían la información cámara en mano, sin que fuera interrumpida por bustos parlantes.

(No es ahora nuestro campo, pero pensad las posibilidades que, en este mismo sentido, ofrece Internet)

Nombres de este movimiento: Paul Ryan, Frank Gillette y Michael Shamberg.

Por su parte, Ant Farm es un colectivo de artistas formado en el año 1968 en San Francisco (Estados Unidos). Chip Lord y Doug Michels fueron sus fundadores. La crítica de los medios de comunicación de masas y la subversión contra la ideología de la nueva cultura mediática de los años sesenta y setenta son objetivos de la contracultura artística americana de los sesenta. ANT FARM se sitúa en este contexto, que comprende el pop art en todas sus manifestaciones y ataca cualquier tipo de imposición arrogante, incluyendo la del poder político. Se autodefinen como «agencia artística que promueve ideas sin potencial comercial, pero que son vehículos imprescindibles para hacer una introspección cultural necesaria». ANT FARM se considera uno de los primeros colectivos de artistas que hicieron de la sátira cultural una herramienta de provocación.

El grupo se disolvió en 1978, año en que un incendio destruyó su estudio. Posteriormente, sus miembros, sobre todo Chip Lord y Doug Hall, han mantenido la actividad artística individualmente.

La videografía de ANT FARM como colectivo tuvo una vida breve, desde 1975 hasta 1981.

(En Fundación La Caixa)


Media Burn, fragmento

El 4 de julio de 1975, día en el que se festeja el de la independencia norteamericana, presentan su video-acción “Media Burn“, llevada a cabo en un estacionamiento de vehículos en la ciudad de San Francisco. “Media Burn” consiste en dos artistas vestidos con trajes de astronautas a bordo de un Cadillac “El Dorado” 1959, modificado en forma de nave espacial,y conducido a toda velocidad que acaba estrellándose contra una pirámide de televisores encendidos y ardiendo en llamas, metáfora de la destrucción y demolición del espectáculo mediático por medio de un objeto icónico de la cultura norteamericana, un Cadillac

Empezamos con un vídeo de una instalación de June Paik y terminamos con otro también referido al movimiento Fluxus, a propósito de una exposición en Lima sobre Fluxus en Alemania (Presenciacultural)

En páginas sucesivas revisaremos los nombres históricamente más significativos, fuera y dentro de nuestro país, así como algunos de los géneros del vídeo de creación.

Otros recursos

portalx.gif Portal Fluxus, en inglés

También sobre FLUXUS, pero en este caso opiniones en blog

charlotte-moorman.jpg Mujeres en el entorno Fluxus (Charlotte Moorman, Carolee Schneemann. Kate Millet. Yoko Ono…)

cage-zapatos.jpg John Cage en la Mediateca de la Fundación La Caixa. Audio

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: